¿Qué es la intolerancia a la lactosa?

 

La lactosa es un tipo de azúcar que se encuentra en algunos alimentos de forma natural , como la leche, derivados lácteos (queso, yogurt, cuajada, nata, mantequilla) o en otros de forma intencionada embutidos (jamón york, salchichón, pechuga de pavo…), sobres comerciales de purés, salsas o sopas…  Para que dichos alimentos se descompongan y  se absorban adecuadamente tiene que actuar una enzima llamada lactasa.

Cuando una persona tiene intolerancia a lactosa es porque no fabrica suficiente enzima lactasa, por lo tanto si dichas personas ingieren alimentos que contengan lactosa,  éstos no se descompondrán adecuadamente para ser absorbidos y así se presentarán síntomas desagradables como flatulencia, naúseas, dolor abdominal, diarrea…

 

 

Hay que tener en cuenta que no sólo los alimentos lácteos son los que van a producir síntomas en estas personas, sino que, cada vez más se incorpora la lactosa a más alimentos, no es de extrañar de encontrarlo en el pan común, embutidos, preparados cárnicos (hamburguesas, salchichas, carne picada), conservas… por eso es muy importante leer el etiquetado nutricional, para evitarnos sustos. También existen muchos medicamentos que utilizan la lactosa como ingrediente de carga, por lo que habrá que leer bien el prospecto, y elegir en ese caso otra especialidad.

El problema surge cuando se sale de casa, pueden advertir en los restaurantes u otro tipo de colectivo de su intolerancia, pero a veces es difícil evitar una contaminación cruzada (se produce cuando un producto que no contiene lactosa entra en contacto con otro que sí la contenga) , y aun así producirse los síntomas nada agradables. Para ello  y cuando quieras comer algún alimento que contenga lactosa os presento las nuevas cápsulas de arkoEnzimas Lactosa digest , su composición es la enzima que necesitáis para digerir la lactosa, de este modo podéis permitiros  ingerir de vez en cuanto algún alimento que lleve lactosa ya que no tendréis síntomas, se toman 1 cápsula 15 mínutos antes de la comida:

 

IMG-20151023-WA0020

 

 

Ya sabéis aún así que existen leches sin lactosa, queso y nata. Es mayor la concentración de lactosa que hay en la leche que en un yogurt o queso, por eso no es de extrañar que haya personas que toleren los yogures o quesos, y no la leche. Tened en cuenta que la leche es buena fuente de calcio y vitamina D, por lo que al tener que sustituirla por una sin lactosa (mejor enriquecida) o alguna bebida vegetal ( bebida de soja, y “no leche de soja”, bebida de almendra, avellana, arroz…  es mejor enriquecida  por ambos. También tened en cuenta que hay otros alimentos que son buena fuente de calcio como son las verduras de hoja verde (coles, espinacas, brecol), y las espinas de los pescados, también son buena fuente de calcio, sardinas en lata, soja , frutos secos (nueces y almendras), sésamo… Además de evitar tomar alimentos que contengan hierro a la vez que los que contengan calcio, ya que ambos competirán por su absorción no dejando su biodisponibilidad 100%.  Y alimentos ricos en vitamina D  (salmón, bonito, dorada, borraja…).

 

Os dejo un listado de aditivos alimentarios que deberían evitarse, por ser derivados de la lactosa, todo depende del nivel de tolerancia:

E101 Riboflavina o Lactoflavina.
E 270 Ácido láctico.
E 325 Lactato sódico.
E 326 Lactato potásico.
E 327 Lactato cálcico.
E 328 Lactato de amonio.
E 329 Lactato de magnesio.
E 472 b Esteres lácticos de los mono y diglicéridos de los ácidos grasos.
E 481 Estearoil-2-lactilato sódico.
E 482 Estearoil-2-lactilato cálcico.
E 575 Glucono delta lactona.
E 585 Lactato ferroso.
E 966 Lactitol.

 

No confundáis la intolerancia a la lactosa con la alergia a la leche.  La alergía se produce cuando el cuerpo reacciona de manera anómala a una proteína de un alimento que es inocua para la mayoría de las personas. Cuando estas proteínas alimentarias llegan al sistema digestivo, permanecen estables al sistema circulatorio, provocando reacciones inmunológicas, os síntomas son asma, alteraciones intestinales, eccemas, vómitos, puede incluso aparecer choque anafiláctico, se trata de una reacción sistémica que puede producir muerte, comienza con dificultades para respirar y una caída de la presión sanguínea. Por lo tanto las personas alérgicas en ningún caso podrán consumir leche, derivados lácteos o cualquier alimento que contenga leche en su composición.

Deja un comentario

Cerrar menú
×

Carrito

Pregúntanos
1
¿Cómo te sientes hoy? ¿Alguna duda?
Hola! ¿En qué podemos ayudarte?
Powered by